18 noviembre 2010

BOLLITOS SUIZOS



Los bollitos suizos están unidos en mi memoria a las fiestas de cumpleaños infantiles de invierno. No lo puedo evitar, siempre que pienso en ellos recuerdo que era la merienda que nos preparaban antes de la tarta: bollitos suizos cortados en tiras de un par de centímetros de ancho con una taza de chocolate humeante y no muy negro (éramos niños). Eran bollitos recubiertos con un poco de azúcar, que se deshacían cuando los mojábamos en el chocolate.  Por eso hacíamos competiciones a ver quién se salpicaba antes, porque estábamos de cumpleaños y mamá no se iba a enfadar tanto como si fuera un descuido, jugando en casa y haciendo el tonto en el desayuno, y teniendo que cambiar la camisa recién puesta.
Imagino que este es el motivo por el que hacía años que no me acordaba de ellos: están ligados en mi memoria a la infancia. Son una merienda para niños.
Y sin embargo, hace unos días cuando bajó la temperatura y tuvimos viento y lluvia, hubo un momento en que no pude pensar en nada más reconfortante que unos bollitos suizos con chocolate caliente.  Tuve que esperar al fin de semana para prepararlos, pero los preparé, vaya si los preparé. Y estoy segura de que la niña que fui estaría encantada con esta merienda.



Bollitos suizos
Ingredientes (para 16-18 unidades)
375 gramos de harina
70 gramos de azúcar glas
16 gramos de levadura fresca de panadería (o 4 gramos de levadura seca de panadería)
125 ml de leche tibia (y algo más para pintar los bollitos)
40 ml de suero de leche (o buttermilk -en su defecto, 40 ml de leche cortada con zumo de medio limón)
40 gramos de mantequilla
1 huevo
Un poco de azúcar blanco para espolvorear.

Preparación: 
Si se utilizar levadura fresca, disolverla en la leche tibia. Mezclar la harina, el azúcar y la levadura (si es seca). Batir por otra parte la leche, el suero de leche, el huevo y la mantequilla. Poner esta mezcla con la primera y amasar bien, en amasadora eléctrica unos 4-5 minutos o hasta que quede una masa elástica y uniforme. Hacer una bola, poner en un bol ligeramente pintado de aceite, cubrir con film de cocina y dejar en un lugar cálido hasta que doble su volumen (aproximadamente de una hora a una hora y media).
Pasado ese tiempo, amasar muy ligeramente, hacer bollitos del mismo tamaño y ponerlos bien separados (aumentan su volumen en el segundo levado y al hornear) en la bandeja del horno cubierta con una lámina de silicona o papel de hornear. Dejar de nuevo que aumenten su volumen una media hora. Precalentar el horno a 180º, hacer un corte en cruz con una cuchilla, pintar con leche, espolvorear de azúcar y hornear de 8 a 10 minutos o hasta que estén dorados en la superficie. Dejar enfriar sobre una rejilla y tomar tibios.

SHARE:

43 comentarios

  1. mmmm, aquí en Bilbao todos los niñ@s tomabamos bollo de mantequilla, que es originario de Bizkaia, toda una delicia y son bollos suizos rellenos de una suave mantequilla azucarada. Imaginatelo, untar un pedazo de bollo en chocolate y ver cómo el chocolate se deslizaba por la mantequilla, a causa de la grasa, para absorberlo el propio bollo....ai, ai, ai a estas horas y ya estoy salivando....me parece que te voy a robar la receta

    ResponderEliminar
  2. Hola!!
    Guauuuuuuuuu
    que buenosssssssss...quiero 2 ahora mísmo!!
    Me encanta hornearlos por muchas razones, por lo bien que huele la casa...por lo deliciosos que están..por lo orgullosa que si siente una cuando hace una receta de esta tipo....
    Con esto me pasa como con el pan, tiene algo especial hacer estas recetas una mísma.
    Te han salido IDEALES!!!! :-D

    Mil besitosssssss

    ResponderEliminar
  3. hummmm que pinta mas estupenda. Bss.

    ResponderEliminar
  4. ¡Que marvillosos! Están en mi lista ¨voy a prepararlos¨

    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Anda, yo los iba a hacer mañana....que pinta tienen los tuyos....

    oye, venia a buscar tu mail para contestarte lo del risotto, pero ya te lo digo aqui...como salpimentamos varias veces, la dulzor de la calabaza y el mascarpone se pierde, queda el gusto, pero un plato no excesivamente "azucarado"...

    ResponderEliminar
  6. Son toda una delicia estos bollitos, te han quedado preciosos y super apetitosos y aunque seamos mayores nunca debemos renunciar a estos placeres!
    Muchos Besos

    ResponderEliminar
  7. Ay qué ricos y cómo me gustan! para mí el recuerdo es también de merienda nada más salir del cole... me encantaban, con ese azúcar por encima :) besos

    ResponderEliminar
  8. Excelentes, me encantan, y es verdad, ke recuerdos...aunke tengo ke reconocer ke de niña no me gustaban, no entendía porké el pan era dulce jajaja, ahora me encantan... Unas fotos preciosas!!

    Besosss

    ResponderEliminar
  9. Son preciosos estos recuerdos, me encantan!
    Los bollitos se ven deliciosos, me encanta la capita de azúcar.
    Un besote.

    PD. me gustaría un evento con una receta que evoque recuerdos de infancia, que lindo, no?

    ResponderEliminar
  10. A mi tambien me recuerdan a mi infancia en el patio del colegio comiendo el bollito y la tableta de chocolate que ricos!!!y qu ede recuerdos!!! besos

    ResponderEliminar
  11. Yo los intenté hace poco y me quedaron durísimos! Volveré a intentarlo. Los tuyos tienen una pinta genial. Un beso!

    ResponderEliminar
  12. Que ricos son estos bollos!! Hace tiempo que no los hago y que envidia me ha dado vértelos. Te han quedado geniales.
    Un besiño.

    ResponderEliminar
  13. uauuuuu acabo de encontrar el blog, y que pasada de recetas!! que envidia me da todo!!
    derechito a marcadores!! seguro que me paso muy a menudo por aqui! Felicidades por el blog!! estupendo!!

    ResponderEliminar
  14. Dios mio, qué suizos, son geniales ¡quiero uno! o dos!...

    Deliciosos. Saludos,

    ResponderEliminar
  15. Son preciosos tus bollitos!, yo tambien tengo recuerdod de infancia con ellos y cuando eso ocurre, mis hijas desayunan bollitos a la mañana siguiente!!!
    Besitos!

    ResponderEliminar
  16. Lucen fantásticos los bollitos!! Me llevo un par.

    un saludo :)
    Mari

    ResponderEliminar
  17. Madre que recuerdos, es ver tus fotos y hacerseme la boca agua con el sabor de los bollos que aun recuerdo y que hace mucho que no como. Vamos que este finde toca hacer bollitos para desayunar.

    ResponderEliminar
  18. Pues a mi estos bollitos me recuerdan a C.O.U. porque en el instituto donde yo estudiaba había justo al lado una panadería y eso era precisamente lo que solíamos comprarnos en la hora del recreo. Los hacían deliciosos y eran una auténtica tentación. Me alegro de tener la receta por si algún día estoy de antojo. Por cierto, me encanta el blog, las recetas y las fotos.

    Un besito,

    Sacer

    ResponderEliminar
  19. Que ricos y ecima te han quedado ideales ;))

    Un saludo

    ResponderEliminar
  20. A mi también me traen buenos recuerdos!!!! nosotras (las hermanas) también llamamos suizo al chocolate espeso con nata, que bueno un suizo con suizos....

    Me apunto la receta
    Bsss

    ResponderEliminar
  21. Qué hermosa receta...Pero más, mucho más los recuerdos de tu niñez!!! Un abrazo!!!

    ResponderEliminar
  22. Te han quedado geniales, tienen una pinta muy buena. Me apunto la receta.
    Un beso!!!

    ResponderEliminar
  23. Bueno, vosotras con vuestros comentarios desde por la mañana y yo que casi no puedo ni responder!. Mil gracias a todas y un beso enorme.

    Intxaurtsu: No lo he probado, pero me has dejado con unas ganas de probarlo la próxima vez! Un beso.

    ALIMENTA:A mí me pasa igual. Las masas fermentadas me hacen sentir una niña haciendo magia. Y además como el tiempo de horno es tan corto, la impaciencia por comer uno calentito no dura mucho. Un beso.

    Luisa: gracias.

    Marta: no lo dudes! Besos

    ResponderEliminar
  24. Espe: si le pones el chocolate ya es la merienda completa.

    Vania: espero impaciente tus fotos. Siempre son maravillosas.

    Sonia: espero a ver los tuyos! Y mil gracias por lo del risotto. Un abrazo.

    Ingrid: una auténtica delicia, sobre todo recién salidos del horno, sin enfriar del todo.Un beso

    Nuria: si es que estos recuerdos no son sólo míos! estaba segura de que no sería la única a la que estos bollitos le traían recuerdos. Un beso

    Vanessa: Ahora que te encantan ya tienes la receta si te apetece probar. Un abrazo.

    Carolina: Los míos con la comida no son siempre recuerdos de infancia, son de todo tipo, pero con el blog me estoy dando cuenta de la capacidad de evocación de la comida es casi tan fuerte como la de la música. Y sí, es una idea muy bonita. Un beso.

    Que chulo algo dulce: Me alegro de que hayas recordado eso gracias a la receta. Un beso.

    Angie: Estos me quedaron bastante esponjosos. Eso sí, no duran mucho en perfecto estado. Yo lo achaco a la humedad de la isla, pero no lo sé. De todos modos, los preparé hace unos días y hoy los he tomado en el desayuno pasados por la tostadora y estaban también deliciosos.

    Kanela y limón: Pues ya sabes, anímate y recupera tu receta, o prueba esta. Siempre vale la pena. Un beso.

    Kaintha: Bienvenida por aquí, me alegro de que te guste. Anímate a probar lo que te apetezca. Un beso.

    ResponderEliminar
  25. Buaaah!, unos bollos perfectos.
    Un beso

    ResponderEliminar
  26. Leticia: Muchas gracias.

    Juana: Es lo que tiene la comida, que nos trae muchos recuerdos.

    Mari: los que quieras. Un beso.

    Alimoto: No sabes cómo me alegro de haberte hecho recordar esos sabores. Espero que la receta esté a la altura de tus recuerdos.

    Sacerdotisa de Isis: Muchas gracias por tu comentario. Me alegro de que traiga recuerdos, aunque en tu caso sean más recientes. Un beso.

    Silvia: y eso que hice una de principiante! el segundo levado los puse en una sola bandeja, y cuando subieron no tenían sitio suficiente, así que al cambiarlos de bandeja la mitad se bajaron. Sin embargo, en el horno volvieron a subir y quedaron casi más bonitos que los que no había movido. De todos modos, mejor siempre dejarlos levar en la bandeja que irá al horno.

    Cristina: pues a por un suizo con estos suizos! Un beso enorme, guapa.

    Caro: me alegro de que te guste. Yo no lo puedo evitar. La comida siempre me trae recuerdos maravillosos.

    María Jesús: muchísimas gracias. Un beso

    ResponderEliminar
  27. Te han quedado con muy buen aspecto, han de estar riquísimos.
    Besos.

    ResponderEliminar
  28. Me encantan esos bollitos, me los apunto para la merienda de mañana!

    ResponderEliminar
  29. buenass nochesss!!! venía a darte las gracias por el comentario que me has dejado en el blog!!!

    yo he estado cotilleando un pokito por el tuyo y he decirte que tienes un blog la mar de elegante!!! me encanta!!! y de las cosinas que haces ya ni te cuento!

    estos suizos tienen pintaza increible! si te cojo uno....lo notarás? jejeje!!!

    te enlazo que no quiero perderme ni una receta de las que hagas!!!

    muchísimas graciasss!!! ;-)

    ResponderEliminar
  30. Que buena pinta.. yo también soy de bilbao y guardo muchísimos recuerdos de los bollos de mantequilla y los suizos de zuricalday.!! cuantas meriendas!! los tuyos tienen una pinta estupenda!!

    ResponderEliminar
  31. Pero qué buenos!!!!!! pero qué buenos están, que aún los estoy paladeando, te lo prometo!
    Yo los hice este fin de semana, con la receta de Kanela y limón y los tengo pendientes de publicar, lo iba a hacer ayer, pero me lié... este finde caerán!

    Están buenísimos, tiernísimos y entran solos...
    Un besote.

    ResponderEliminar
  32. Se me hace la boca agua con estos bollitos, jamás los he hecho en casa, así que me pongo con esta receta este fin de semana, presiento que serán perfectos a media tarde! tus fotografías son tan tentadoras! un beso guapa

    ResponderEliminar
  33. Perdona mi ignarancia, pero no se que es el suero de leche o buttermilk. Donde puedo conseguirlo para intentar hacer estos bllitos?
    Gracias!

    ResponderEliminar
  34. Que bellos y ricos!!! son de esos que es imposible comer solo uno...
    Lindísimos...
    besos
    Gaby

    ResponderEliminar
  35. me encanta la bollería casera, estos bollitos están superapetecibles...¡¡qué bien te han quedado!!

    ResponderEliminar
  36. Ana: Gracias por tus comentarios.

    Visc a la cuina: espero que te gusten en la merienda.

    Tito: bienvenido por aquí y gracias por todo lo que me dices. Un abrazo.

    Taller de Curra: Si es lo que tiene la comida. Es casi imposible no traer recuerdos con ella.

    Alcantarisa: Son buenísimos. En esto parece que tenemos telepatía: cuando hacemos alguna cosa cosas siempre hay alguien que lo acaba de publicar. No crees? Lo bueno es que siempre introducimos algún cambio cada una. Un beso enorme.

    Fresa y pimienta: espero que te salgan ricos, ricos, al menos tan ricos como esa cupcake tremenda que hiciste. Un beso.

    Madera y Zinc: El buttermilk es suero de leche. Lo encuentras en algunos super, pero lo puedes hacer cortando la leche con el zumo de medio limón. Un beso.

    Gaby: tienes toda la razón, es el tipo de bollito que no puedes comer solo uno. Afortunadamente, los hice de un tamaño muy razonable, en previsión de esto.
    Un beso.

    Onega: Me alegro de verte por aquí! Muchas gracias y un beso.

    ResponderEliminar
  37. Qué buenos, tengo muchas ganas de hacer estos bollos, cualquier día te tomo ejemplo ;)

    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
  38. que rico! unos suizos recién hechos. Mañana me animo y los preparo para el desayuno ;-)

    ResponderEliminar
  39. Aqui no venden el suero de leche ni el buttermilk, entonces si corto la leche con limon cuando lo añado a la receta ¿lo echo todo, lo ke keda arriba o el likido ke keda abajo??

    ResponderEliminar
  40. Anonimo: ponlo todo. Incluso puedes sustituirlo por leche o yogur para beber (natural y sin azúcar y no creo que cambie demasiado).
    espero que te gusten

    ResponderEliminar

Blogger Template Created by pipdig