Hummus con tomates confitados

Con esta receta he descubierto una cosa que es de cajón: los tomates confitados sirven para mucho más que sólo para ser parte del antipasti.
Los tomates confitados me dan cierta pereza. Es una de esas cosas que se me olvida comprar, de la que nunca me acuerdo. Y de pronto, viene J con un bote, y los pone con unas bolitas de mozzarela, y albahaca, y me acuerdo de que me gustan, de que están ricos, de que tienen un sabor ácido y potente que me encanta.
Y los terminamos y me vuelvo a olvidar de ellos por meses y meses.
Pero hace unos días me crucé con un bote que andaba por la despensa sin empezar y me animé a preparar este otro entrante que, la verdad, lo tiene todo.
Y no es porque lo haya hecho yo.
Bueno, no solo por eso.
Básicamente esta crema se prepara en dos minutos, incluso si no tienes el hummus hecho. Si ya lo tienes preparado, incluso menos.
Y de verdad que tienes que probarla.
Nosotros últimamente comemos el hummus con pan de pita tostado y cortado en triángulos: nos encanta. Pero está también perfecto con grisines. Si te animas a hacerlos tú misma, tienes la receta aquí (Grisines de parmesano) 
Aquí te dejo esta opción que es perfecta para tu picoteo de verano y que vas a usar un montón. A disfrutarla!.

Humus con tomates confitados
Ingredientes
200 gramos de hummus 
10 tomates confitados

Para servir 
Aceite de oliva extra virgen
Aceitunas negras (preferiblemente del bajo Aragón o similar, con un sabor potente)
Semillas de sésamo

Preparación
Para esta receta, puedes usar hummus casero (prepáralo siguiendo mi receta de hummus clásico que puedes encontrar aquí), o bien usarlo ya preparado. En cualquier caso, pon 200 gramos de hummus en el vaso de la batidora o de un robot de cocina o procesador de alimentos potente, añade los tomates confitados y tritura hasta tener una pasta homogénea. Prueba y ajusta si fuera necesario, añadiendo más tomates, rectifica de sal, y sirve con un chorrito de aceite de oliva virgen extra, unas buenas aceitunas negras de Aragón y unas semillas de sésamo. Puedes acompañarlo de grisines, pan de pita o galletitas.

Comparte o imprime:

Publicar un comentario

 
Copyright © Tengo un horno y sé cómo usarlo. Diseñado con por Las Cosas de Maite