02 noviembre 2012

Ensalada de lentejas y arroz



En casa siempre hemos comido las lentejas con arroz. Toda la vida. No les poníamos patata, ni zanahoria, sino arroz. Cuando iba por ahí y me ofrecían lentejas, yo esperaba ver un plato moteado de blanco con los granitos del arroz, y con los sabores de casa.

Pero solía venir una sopa oscura, más o menos espesa, sin nada blanco para iluminarla. Y con muuucho sabor a lentejas.

Ya sabéis que fui una niña terrible para comer. Todos los niños extrañan los sabores, pero en mi caso es que mi repertorio de comidas no es que fuera pequeño, era más bien diminuto. Y no, no era una niña caprichosa. Era fisiológico. Durante toda mi infancia comprábamos la leche fresca, recién ordeñada. Quedaban algunas vaquerías en el pueblo y podíamos ir con la lechera a buscarla cada noche antes de la cena, la hervíamos, y la tomábamos al día siguiente. Hacía una nata espectacular, pero, sobre, todo, era leche entera y natural a más no poder.

Y cuando nos íbamos de vacaciones mi madre compraba la leche envasada. A mis hermanos les sabía raro, pero después de un par de días se adaptaban. Yo vomitaba. Mi pobre padre tuvo que descubrir que aún quedaban un par de puestos donde vendían leche fresca en el mercado y consiguió que no me pasara todas las vacaciones sin tomar la papilla.  Tardé muchos años en poder controlarlo, pero la naúsea no desaparecía. No era una niña caprichosa. Simplemente, mi cuerpo funcionaba así. 

Y con las lentejas era algo parecido. Me preguntaban si me gustaban, decía que sí, y cuando me sacaban ese plato sin nada de arroz me daba la impresión de que me habían hecho trampa.


Luego descubrí que en casa de muchos de mis amigos tampoco las tomaban con arroz y empecé a pensar que era una combinación de mi madre. Pero hace un tiempo alguien me explicó que tomar las lentejas con arroz ayuda a asimilar sus minerales y vitaminas, y confirmé que la sabiduría que tienen muchas de las combinaciones que se han hecho en casa van más allá de las modas. 

(Aquí me apunto mentalmente que tendré que dedicar un post completo a otros hábitos: que todas las noches en casa de mis padres se cenaba verdura y sí, primer y segundo plato, incluso para cenar; y que todos los días del año había una ensalada en la mesa para compartir, nunca fue un primer plato y muchas otras cosas que eran de lo más saludable).


Lo de las lentejas con arroz, por tanto, viene de largo, en mi caso. Incluso cuando las he hecho en ensalada, como en esta receta, he combinado los dos. Tengo grabada a fuego esta combinación, y me encanta, así que si funciona, ¿por qué arreglarlo?

Eso sí, estas lentejas no tienen nada que ver con las que suelo tener en casa.

Son el resultado de un paseo por el mercado con mi amiga Teresa, hace un tiempo. Nos paramos en un puesto en el que tenían estas lentejas, de la variedad coral, que se cocinan muy rápido y se digieren muy bien porque no tienen piel.

Se cocinan tan rápido que la única precaución es estar atentos al punto. Bastan unos 6-8 minutos después de que rompan el hervor para que estén perfectas. Si se pasan un minuto a partir de ahí se deshacen fulminantemente. La vendedora nos lo advirtió, pero no pensé que fuera tan estricto. 

Creedme: esta ensalada la hice después de hacer una crema de lentejas con el primer intento, porque se me pasaron en un minuto más o menos y se rompieron todas.


Ensalada de lentejas y arroz

Ingredientes (para 2 personas)

200 gramos de lentejas coral
100 gramos de arroz blanco cocido
Lechugas variadas al gusto
Una cebolla morada
Un manojo de rabanitos
Aceite de oliva
Vinagre
Sal
Pimienta negra molida

Poner una olla con agua al fuego. Cuando rompa el hervor, añadir las lentejas y salar. Cocer unos 6 minutos y revisar a partir de ese momento. Sacar inmediatamente y escurrir en un colador. Refrescar un poco con agua fría para cortar el hervor, y dejar enfríar.

Cortar las lechugas, la cebolla y el rabanito, mezclar con las lentejas y el arroz (cocido y enfriado) en un bol, aliñar con aceite y vinagre y probar. Rectificar de sal, añadir la pimienta  y servir.

35 comentarios:

  1. Soy de los tuyos, las lentejas me gustan con arroz, pero como en casa son más delicaditos, me tengo que cocer el arroz aparte y luego echárselos, porque no les gusta. No se me había ocurrido jamás juntar el arroz y las lentejas en ensalada y mira que me gustan ambos, pero siempre las he comido de manera independiente. Me anoto la receta. Besitos.

    ResponderEliminar
  2. Que maravillosa luz tienen tus fotografías! en mi casa nunca se hacían las lentejas con arroz, ha sido de mayor que he descubierto esta combinación y tengo que decir que me gustan más con arroz porque suavizan el sabor, así que me apunto a tu ensalada ;) un besito

    ResponderEliminar
  3. Hola Macu, la combinación de legumbre+cereal lo que hace es darnos "proteínas completas". eso se aplica a las lentejas o los frijoles o garbanzos con arroz, el pan con hummus y lo que se te ocurra. Por ello no hay que acompañarlas de proteína animal para tener un menú equilibrado.
    Lo que ayuda a absorber mejor sus minerales, en este caso el hierro, es acompañarlas de una fuente de vit C (la absorción se triplica) como puede ser la ensalada que ponían tus padres, una fruta de postre, o un puñado de prerejil fresco espolvoreado por encima.
    Y efectivamente, es una combinación tradicional, lo triste es que a algunos les resulte novedoso.
    Besos!!

    ResponderEliminar
  4. En mi casa se hace la tipica "crema" o "sopa" de lentejas que no te gusta jaja.. no habia visto esta versión con arroz y menos en forma de ensalada, pero en cuanto vi tu post me llamo mucho la atención, se ve deliciosa y claro creo que tambien ayudan mucho las fotos, que estan excelentes. A ver si se la hago a mi marido.
    Saludos, Ken
    http://ponkositos.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  5. ummm nunca la he comido así pero se ve bien rica

    ResponderEliminar
  6. En mi casa las lentejas son con verduras... Nada de chorizo y esas cosas, y nada de arroz. Nunca las he probado con arroz.
    Las lentejas también son SIEMPRE en invierno (con frío) Hace tiempo que veo ensaladas con ellas, pero nunca me he atrevido a probar. Ésta tiene buena pinta, y como tampoco suelo comer rabanitos creo que es una buena ocasión para probar las dos cosas. La verdad es que la pinta es estupenda. Me la apunto! :)

    ResponderEliminar
  7. Tenemos algunas cosas en común, en casa también comíamos lentejas con arroz y mi madre aún sigue asi, y a mi me gustan mucho, además el otro día también utilicé la lenteja coral y me pasé de tiempo, acabo en crema, jajaja, con el resto que me quedó iré con cuidado.
    Un besito guapa

    ResponderEliminar
  8. En mi casa somos de lentejas marrones, puras y duras. Sin zanahoria, ni patata ni mucho menos arroz... a lo intenso. La verdad es que así me encantan pero estoy segura de que tu versión, con estas lentejas tan especiales, también me conquistaría.
    Nosotros también somos de los de primer y segundo plato para cenar, cada vez se ve menos eso, verdad? Aunque he de decir que por la noche los platos son más ligeros: una cremita y una tortilla francesa, unas verduritas a la plancha y pescadito... eso sí, las verduras por las orejas.
    Besotes

    Ah! y qué bonitas fotos!!!

    ResponderEliminar
  9. Me encanta la mezcla lentejas y arroz, además es una opción muy sana y nutritiva ya que "crea" proteínas completas por lo que te quedan platos únicos muy completos
    Genial!
    hoysonrioalespejo.blogspot.com

    ResponderEliminar
  10. Hola preciosa¡¡
    Yo ya he comprado varias veces esta maravilla de lentejas, me he vuelto adicta con mucha verdura. Me han gustado mucho¡¡
    Pues que sepas que el primer día mi madre nos ponía lentejas, y el segundo nos tocaba lentejas con arroz así que si hubieras venido a casa el 2º día de las lentejas las hubieras comido como las de tu mami.
    Un besazo, Teresa

    ResponderEliminar
  11. Nutritivo (pura proteína vegetal legumbre + cereal) y delicioso, tiene que estar estupenda. Y, además, económica, que en estos tiempos también hay que tenerlo muy en cuenta.
    Besos.

    ResponderEliminar
  12. Yo también preparo siempre las lentejas con arroz, en casa de mis padres se preparan con patatas pero yo cambié el hábito cuando aprendí lo de la asimilación de los nutrientes y, sinceramente, me parece que también están más buenas. Nunca he visto esas lentejas pero quedan mucho más bonitas que las marrones que están muy buenas pero son feas como ellas solas :P y si encima no tienen piel... habrá que probarlas! :)

    Un besote.

    ResponderEliminar
  13. La primera vez cuando comi arroz con lentejas fue despues de llegar de España. Me parecio raro pero era muy rico.
    Tu ensalada sin duda una manera mucho más llamativa e interesante de este plato. Me encanta.
    bss

    ResponderEliminar
  14. Tiene una pinta riquísima! Y además muy sano. Me quedo con esta ensalada.

    Besos

    ResponderEliminar
  15. Nunca había visto lentejas de ese color, se ve espectacular en la ensalada.
    Nosotros aquí en Perú solemos comer la lentja con arroz, así es, no puede haber un plato con lentejas que no lo tenga. Lo que hacemos es un guiso típico con cebolla, ajo, al go de ají y tomate, eso lo mezclamos con la tenja cocida y bien graneada y listo.
    Yo amaba la leche recién ordeñada, ahora casi no se consigue, salvo en los pueblos del interior del país.

    ResponderEliminar
  16. Muy buena ensaladita, en la mía también se ha comido siempre junto y hacen una combinación estupenda.

    besos

    ResponderEliminar
  17. ¡Que recuerdos me trae hoy tu plato! Mi suegra también tenía costumbre de preparar lentejas con arroz, allí en su casa, fué la primera vez que lo tomé y en su día me pareció extraño, pero lo cierto es que está muy bueno.
    Así en ensalada me parece un plato perfecto y muy completo!
    Un beso y buen fin de semana.

    ResponderEliminar
  18. Me encantan las lentejas con arroz, espectaculares te han quedado en estas fotos!! Bss

    ResponderEliminar
  19. En casa no se comían con arroz, pero seguro que están buenísimas porque el arroz va con todo, lo que sí nos hacía mi madre eran las judías con arroz!!
    Me hace gracia lo de la ensalada, también mi madre ponía siempre una ensalada en el centro y no se servía en el plato, sino que todos pinchábamos en ella!! La lechera se la traía mi madre todas las semanas de casa de mi abuela y cuando luego nos hacía leche con leche en polvo yo la tiraba a escondidas, jajaaaa, que recuerdos!!! Hoy en día no tomo leche, tendrá algo que ver??
    Esta receta se ve deliciosa y con esa presentación se hace totalmente irresistible!!
    Tengo que probar estas lentejas!!
    Besotes guapa!!!

    ResponderEliminar
  20. Esta clase de lentejas se cuecen tan rápido que es muy fácil que acaben en puré.
    La ensalada se ve muy rica, una buena combinación pues dicen que con el arroz todos sus nutrientes se aprovechan mejor. Casi siempre las cocino con arroz ya que es la única manera que mi hijo se las come, con arroz y mucho pan que le pone por encima.
    Besos.

    ResponderEliminar
  21. Ummm, me encanta!
    También descubrí hace relativamente poco el porqué de las lentejas con arroz (en la revita Saber Vivir, jeje!).
    Tengo otra versión de ensalada diferente de la tuya publicada en el blog si te interesa.
    Tu versión me ha encantado, me la apunto para el próximo verano, que con el frío que hace, yo necesito comer calentito.
    Gracias, un beso!
    Aurélie

    ResponderEliminar
  22. En mi país las legumbres siempre se toman con arroz...eso si...las legumbres en guiso...pero siempre con arroz...y me encanta!! Lo de comerlas en ensalada ha sido para mí una cosa nueva. Que disfruto también mucho!!
    Voy a buscar estas lentejas que me pilla cerca el mercado de sta catalina y me imagino que el chico de las especias tendrá!
    Feliz finde guapísima!!

    ResponderEliminar
  23. vaya con las lentejas que se autodestruyen!!Yo no puedo vender mi primogenitura por un plato, porque no la tengo.
    Buen fin de semana
    Fran

    ResponderEliminar
  24. Las lentejas y el arroz son la unión perfecta. Tienen todos los aminoácidos que un filete, una mezcla dietéticamente muy saludable y que se estila en muchos sitios. Así que sí que hay mucha sabiduría y tu cuerpo sabe lo que pide. Y ahora nos la pones en ensalada, aún más fácil.
    Un besote.

    ResponderEliminar
  25. ¡Qué buenas son estas lentejas!, yo me las traje de la India y he hecho hasta croquetas con ellas.
    Te ha quedado una ensalada fantástica
    Gracias por compartirla
    Un besazo
    Marialuisa

    ResponderEliminar
  26. Conozco estas lentejas, son muy habituales en Inglaterra. Este verano cociné allí un crumble con esta variedad de lenteja. Tengo pendiente volverlo a cocinar y fotografiarlo y colgarlo, estaba espectacular. Lo de las lentejas con arroz se lo he oído decir a alguna gente, que siempre lo han tomado junto. La lenteja es la legumbre con menos hidratos de carbono, por eso siempre se la ha asociado a la patata o al arroz. Yo me las hago sin nada de ello! No puedo abusar de los hidratos de carbono.

    ResponderEliminar
  27. Tengo un poquito de estas lentejas en la despensa. Que buena idea esta ensalada.
    Besos,
    Vero

    ResponderEliminar
  28. no sabía el por qué del arroz y las lentejas, la verdad es que yo siempre tomo el guiso tradicional, con lentejas y verduras pero sí que me apunto a esta ensalada!

    ResponderEliminar
  29. Curiosa combinación en ensalada. Fijo que me encanta.

    Besos.

    ResponderEliminar
  30. Una combinación muy acertada, pero nunca la he probado en frío. tiene que estar deliciosa!

    ResponderEliminar
  31. En casa de Pocacosa también se tomaba y se toma con arroz, costumbre que él al igual que tú pensaba que era lo normal en todas las familias... Pero dió con esta pequeñaja y rara vez se mezclan estos ingredientes. Pero en ensalada se ven tan ricos...
    Oye guapi, otra cosa, que se me ha pasado contestar a lo de las especias. Realmente no sé cual es la mezcla, porque a la abuela siempre le dan en un bote y ella me da otro poco a mi (de verano en verano que es cuando ve a su hermana de francia) Pero por su sabor y olor deduzco que lleva: canela, nuez moscada, pimienta. Me falta el cuarto ingrediente que no saco...dejaremos que sea el secreto??

    ResponderEliminar
  32. No sabes lo que he disfrutado esta entrada, me ha gustado tanto la receta como toda la historia. La combinación de lentejas con arroz o arroz con alubias era también muy común. Puesto así, en ensalada me parece absolutamente DELICIOSO, esto lo voy a hacer. Me encantará ver esa entrada con los otros hábitos. Un besote,

    www.cocinaamiga.com

    ResponderEliminar
  33. holaaaa!!

    me encanta tu blog, lo he encontrado de casualidad y está super bien! además con esta receta has enamoradooooo mi estomago. Con tu permiso me quedo de seguidora!!

    Besos

    ResponderEliminar
  34. Como tu bien comentabas la mayoría de los que nos leemos tenemos un blog o dos. Yo te he encontrado gracias a twitter de lo cual me alegro.
    Ahora te paso mis link por si son de tu interés.
    Un saludo.
    http://pastrami-bcn.blogspot.com.es/
    http://www.paprikagourmet.com/

    ResponderEliminar
  35. a mi junto con nlos garbanzos, es d elas legumbres q mas me gustan

    ResponderEliminar