09 mayo 2011

Tarta con fresas y nata-
Strawberry cream cake



Scroll down for English version 

Con las fresas tengo una relación de amor y de odio que empieza a mejorar últimamente. La verdad es que cada vez cuesta más encontrar fresas. Ahora casi en todas partes lo que hay son esos fresones enormes e hinchados de agua, que son lo que son, pero que no son fresas. 
Mi tema con las fresas empieza cuando siendo una niña a mi padre se le ocurrió la idea de poner en el jardín de casa unas pocas (bueno algo más que pocas) matas de fresas. La temporada de fresas es corta, pero pueden ser unas plantas de lo más productivo, os lo aseguro. Y ese fruto rojo intenso, aromático, en el punto justo de maduración, bonito, pequeño y delicioso, puede acabar por convertirse en una fruta odiosa cuando tienes diez años y comes fresas todos los días durante unas semanas porque la producción se ha descontrolado. 
Yo creo que a esa tierna edad empecé a comprender que nada, absolutamente nada en exceso puede ser bueno. (Ni siquiera esta afirmación).
En fin, como recuerdo de aquellas primaveras repletas de fresas caseras me queda esa pereza que me da cada vez que las veo, con una ligera sensación de hartazgo antes de probarlas. Luego las como y recuerdo que no hay para tanto, que están muy bien, pero la primera impresión es inconsciente.
Gracias a que J. no tiene problemas, ni complejos de ningún tipo con las fresas, suele comprarlas a menudo, porque a él le encantan. Así que hace unos días decidí tomar fresas con nata, pero esta vez en una tarta.  Esta tarta es una receta de Martha Stweart, pero puedes utilizar casi cualquiera que tengas: un bizcocho un poco alto (sirve la receta que más te guste de bizcocho, pero mejor tipo genovés o de esponja), o dos del mismo tamaño, unas fresas, un poco de nata, y a disfrutar de un pastel de lo más primaveral.



Tarta con fresas y nata

Ingredientes (para un molde de 20 cm)
120 gramos de mantequilla (y un poco más para el molde)
350 gramos de harina (y un poco más para el molde)
2 cucharaditas de levadura química (tipo Royal)
1/2 cucharadita de sal
240 gramos de azúcar
3 huevos medianos
1/2 cucharadita de extracto de vainilla
120 ml de leche
500 gramos de fresas (fresones en su defecto), limpias y en trocitos
3 gramos de agar-agar en polvo (o gelatina si la utilizas)
350 gramos de nata 35% materia grasa


Preparación


Precalentar el horno a 180º. Untar de mantequilla un molde alto de 20 cm (o 2 del mismo tamaño) y espolvorear con harina. En un bol, mezclar la harina, la levadura y la sal. Por otra parte, en un robot de cocina batir la mantequilla y 120 gramos de azúcar en un bol, hasta que blanquee. Añadir los huevos uno a uno y batir después de cada uno, sin añadir el siguiente hasta que esté integrado el anterior en la masa. Añadir la vainilla y batir. A velocidad baja, añadir alternativamente la mezcla de la harina, en 3 veces, y la leche, en 2, empezando y acabando con la mezcla de harina. Mezclar bien. Poner en el molde o repartirlo si se usan 2.
Hornear unos 30 a 35 minutos, hasta que una brocheta insertada en el centro salga limpio y seco. Dejar enfriar en el molde 10 minutos, desmoldar y dejar enfriar sobre una rejilla. Con un cuchillo de sierra, cortar el bizcocho por la mitad horizontalmente. Poner la parte de abajo con el corte hacia arriba, en el plato de servir. 
Para el relleno, poner las fresas con 60 gramos de azúcar en un bol. Batir la nata muy fría (incluso mejor si la pones en el congelador 10 minutos antes de usarla) con 60 gramos de azúcar en un bol, y batir. Añadir el agar-agar, y batir justo hasta montarla.Poner la mitad de las fresas sobre el medio bizcocho, cubrir con la mitad de la nata, poner el otro medio bizcocho encima, cubrir con la otra mitad de la nata, dejando medio centímetro hasta el borde. Refrigerar hasta el momento de tomarlo, la tarta por una parte, las fresas por otra, y  poner el resto de las fresas encima justo antes de servir.

  
English version
I’ve had a love and hate relationship with strawberries, although it’s getting better lately. My issue with strawberries began when I was a child. My dad came up with the idea of putting in the backyard a few (well, more than a few) of strawberry plants. Strawberry season is short, but some plants can be very productive, I mean it. 

And that bright dark pink, aromatic, nice, small and delicious fruit can eventually develop into a nightmare when you are a ten year old girl and you eat strawberries everyday for several weeks because of the season peak.
I guess at that tender age I began to understand that nothing, absolutely nothing in excess can be good (even this statement).
As a grown up, I have learn to have them again. This time, I had them with cream, but in a cake. The original recipe is Martha Stewart’s, but any Genovese or sponge cake type will do it. Just enjoy this cake that tastes likes springtime.

Strawberry cream cake
Ingredients (for a 20 cm mold)

120 grams unsalted butter, room temperature, plus more for pan
350 grams all-purpose flour, plus more for pan
2 teaspoons baking powder
1/2 teaspoon salt
240 grams sugar
3 medium eggs
1/2 teaspoon pure vanilla extract
120 ml  whole milk
500 grams strawberries, hulled and thinly sliced
3 grams of agar-agar (or 1 teaspoon unflavored gelatin if you use it)
350 grams heavy cream (at least 35% fat)

     Directions

    Preheat oven to 180ºCdegrees. Butter bottom of an 8-inch round cake pan. Butter and flour base and sides. In a medium bowl, whisk together flour, baking powder, and salt; set aside.
    Using an electric mixer on high speed, beat butter and 1/2 cup sugar in a large bowl until light and fluffy. Add eggs, one at a time, beating well after each addition. Beat in vanilla. With mixer on low, alternately add flour mixture in 3 parts and milk in 2, beginning and ending with flour mixture; mix just until combined. Spread batter in prepared pan. Bake until a toothpick inserted in center of cake comes out clean, 30 to 35 minutes. Cool in pan 10 minutes; invert onto a wire rack to cool completely. Using a serrated knife, split cake in half horizontally; place bottom half, cut side up, on a serving plate.
    Make topping: In a large bowl, combine strawberries and 60 grams cup sugar; set aside.  Using an electric mixer, beat cream (better if chilled, so put it into freezer 10 minutes befores use) and remaining 60 grams of sugar in a large bowl until very soft peaks form. Continue to beat, and add agar- agar; beat until soft peaks form. Arrange half of strawberries over bottom cake layer; top with half of whipped cream, leaving half centimeter border. Cover with top half of cake, cut side down. Top cake with remaining whipped cream, leaving half a centimeter border. Refrigerate cake and remaining strawberries separately, at least 1 hour (or up to 1 day). Just before serving, spoon strawberries over cake.

    43 comentarios:

    1. Que buena pinta tiene tu tartita mmm...
      yo también requerdo de las fresas en nuestro jardín, es algo inolvidable.
      Gracias por esta buena receta y despertar mis requerdos.
      un beso

      ResponderEliminar
    2. mmmm, rico rico rico! Se puede apreciar lo bueno que está!
      un beso, y feliz semana,

      ResponderEliminar
    3. Aquí en Suiza tenemos la suerte de que hayan todavía productores de fresas y que nos regalen con estos maravillosos frutos pequeñitos pero tremendamente dulces. Aunque todavía tenemos que esperar un poco, no estarán de temporada hasta el verano. Los fresones no están mal, pero no tienen nada que ver...
      Me encanta tu bizcocho, igual te lo copio en verano :)

      ResponderEliminar
    4. Trae pacá, que yo tampoco tengo complejo con las fresas ni con las tartas.

      Besos.

      ResponderEliminar
    5. Me encantan este tipo de tartas, hace no mucho preparé una así para un cumple y nos gustó mucho a todas :D
      Un beso!

      ResponderEliminar
    6. Yo no las tengo manía, de momento, y me parece que tiene una pinta estupenda! Habrá que probarlo!
      Un besote

      ResponderEliminar
    7. Una tarta deliciosa y con un aspecto terriblemente tentador!!!!!!!! Que bien que te vayas reconciliando con las fresas, así podemos disfrutar de estas maravillosas recetas.
      Besitos

      ResponderEliminar
    8. Tus recetas y tus fotos no paran de sorprenderme! Mira que maravilla!!! Yo también estoy loca con las fresas, mi abuela me compra 1 kilo de fresas a la semana jaja

      Besos

      ResponderEliminar
    9. TIENES RAZÓN encontrar una buena fresa es difícil, todas están llenas de agua y el sabor apenas se nota! de todas formas esta tarta tiene una pinta fenomenal!!!

      ResponderEliminar
    10. Fíjate que en mi casa también hubo fresas cuando era pequeña... y a mí no me gustaban! Y ahora, que no tengo acceso a semejante lujo, me encantan, incluso esos fresones inflados como tú dices... qué vida esta. Yo me tomaría una porción de esa tarta, eh?

      ResponderEliminar
    11. Gracias por visitar mi blog, te devuelvo la visita y me hago seguidor tuya, no quiero perderme nada de lo que publicas, tienes un blog fantástico. Deliciosa tarta de fresas, para mi gusto la mejor de las frutas, me gustan en todas las versiones posibles y dan tanto color a los platos. Besos y feliz semana.

      ResponderEliminar
    12. woooowww y no se puede mandar un trocito por mail? que buena pinta,buen trabajo!!
      un beso y buen lunes.

      ResponderEliminar
    13. que tarta más bonita, me encanta la presentación que le has dado.Besitos!

      ResponderEliminar
    14. Tiene una pinta estupenda. Mis plantas de fresas ya están en flor y con algún fruto empezando a asomar, así que me guardo tu receta, con tu permiso.
      Un beso.

      ResponderEliminar
    15. Una tarta impresionante, me encanta con la nata y todo.

      Besitos

      ResponderEliminar
    16. Pero qué tartita tan mona! Y tiene una pinta riquísima.

      Besitooos

      ResponderEliminar
    17. Macu!, me encanta tu tarta, y si te sirve de algo..yo tambien tengo una relacion amor-odio con esas frutillas..pero en mi caso es porque nunca encuentro fresas o fresones que estén buenos de sabor..con lo cula al final acban en la basura o licuadas con leche y azucar :(
      Tu tarta es de lo mas vistosa y si tuviste suerte con las dichosas frutas, seguro que deliciosa!!
      Mil besitos linda Macu!

      ResponderEliminar
    18. Hi, enseguida me ha venido a la cabeza cuando mi padre me llevaba a merendar en el centro de Zaragoza y yo pedía tarta de fresa, era mi favorita!! creo que junto a los sobaos de los veranos en Santander, son mis recuerdos más deliciosos! era una tragona!!
      Besitos

      ResponderEliminar
    19. tiene una pinta estupenda , pero es verdad lo que dices. Cada dia cuesta mas encontrar fresas de verdad como yo digo. Bss guapa.

      ResponderEliminar
    20. Las fresas y los fresones me los como de muchas maneras diferentes y si están dulces no necesitan nada más.
      Estas fresas con nata en tarta tienen muy buen aspecto.
      Besos.

      ResponderEliminar
    21. qué buena pinta tiene esa tarta con esas fresas...

      ResponderEliminar
    22. Tiene una pinta estupenda, me encanta la nata con fresas y si es en tarta aun mejor.
      Saludos.

      http://parachuparselosdedosdelospies.blogspot.com/

      ResponderEliminar
    23. Qué rica la tarta!!!A mí me encantan las fresas así que esta tarta tiene que gustarme mucho.
      Un abrazo

      ResponderEliminar
    24. "Martita" nos ha sacado a veces de un apuro, jaja, esta tarta me parece deliciosa me encantan este tipo de bizcochos son mi perdición con o sin fresas, un beso guapa.

      ResponderEliminar
    25. Me encanta la presentación una gran tarta¡ yo me pido un par de trozos ;-), besossss

      ResponderEliminar
    26. Ñam, ñam, qué riquísima! Y la presentación preciosa. Besicos.

      ResponderEliminar
    27. Otro que se queda pillado con la presentación y la fotografía.

      Un beso

      ResponderEliminar
    28. Qué bonita y qué rica! me encanta como te ha quedado

      ResponderEliminar
    29. Qué rica!! Mira que me la tomaba de una sentada porque soy fan total de las fresas :-)

      bessiss

      ResponderEliminar
    30. Qué maravilla de tarta, muy veraniega!!!! Fresas y nata es una combinación infalible, y más en una tarta como ésta.

      Besos.

      ResponderEliminar
    31. Pues yo como no tengo complejo con las fresas y tan siquiera con los fresones que dicho sea de paso llevas toda la razón, ahora mismito me comía yo un buen pedazo; porque la pinta que tiene es para ello.
      Un beso.

      ResponderEliminar
    32. Te ha quedado muy bonita y me apuesto lo que sea a que está buenísima...
      Saludos

      ResponderEliminar
    33. Es verdad, sólo venden fresones, aunque hoy encontré fresas y aproveché!
      A mí me gustan mucho las silvestres aunque casi no hay, esas sí que me encantan, ya podñia a alguien darle por cultivar!
      Me gusta mucho la tarta, qué bonita queda y ra´pida de hacer. Las tartas así como rústicas de aspecto me parecen preciosas!

      ResponderEliminar
    34. Que rica!!me encanta como te ha quedado me recuerda a las tartas que salen en los libros de cuentos.besos Esther

      ResponderEliminar
    35. Que rica torta y rico blog!!! Yo tambien tengo un blog de rectas, asique me quedo por aquí :D

      ResponderEliminar
    36. Primero enhorabuena por tu aparición en Telva ¡eso es un sueño! que suerte y te lo mereces por el sensacional trabajo que haces.
      Es divina la tarta, buenísima
      Bsos

      ResponderEliminar
    37. Que hermosa te ha quedado! Un buen mordisco! jajaj saludos!

      ResponderEliminar
    38. Tiene una presencia fantástica. La podemos llamar de señora tarta porque ella se lo merece. Va tan bien vestida con esa nata y esas fresas que es el centro de atención de todas las miradas. En serio, perfecta.

      Besos.

      * Enhorbuena por la aparción en Telva, es muy emocionante ¿verdad? Yo todavía no me lo creo.

      ResponderEliminar
    39. Buenas tardes. Te ha quedado una tarta espectacular.
      Un saludo Paco

      ResponderEliminar